Ahora somos miembros del Foro Económico Mundial. Obtener Más Información

¿Qué te trae a ProducePay?

  • Administra tu solicitud de Pre-Cosecha.
  • Explora Información de Mercado.
  • Accede a servicios comerciales.
  • Administra y registra envíos
  • Seguimiento de pagos
Ajo | 5 min read
Sequía en España puede afectar el suministro de alimentos en Europa
Miguel Angel Miranda
junio 6, 2023
Miguel Angel Miranda
junio 6, 2023

Sequía en España puede afectar el suministro de alimentos en Europa

La sequía está afectando gravemente al sector agrícola español, pues según informes de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG), el 60% del campo se encuentra afectado, con pérdidas irreversibles en más de 3.5 millones de hectáreas de cereales de secano, aunque las lluvias escasas y las restricciones en el riego también están impactando frutas y hortalizas, cultivos en los que se espera una disminución de la producción.

Esta situación podría llegar a afectar el suministro de alimentos en Europa, ya que España es uno de los principales productores agrícolas del continente. 

España exporta gran cantidad de frutas, hortalizas y otros productos agrícolas a sus vecinos europeos, por lo que si la sequía provoca una disminución significativa en la producción agrícola española, esto afectaría la disponibilidad y los precios de estos alimentos en los mercados de toda Europa.

Además, la reducción en la oferta de alimentos puede aumentar la demanda de importaciones de otros países para cubrir la brecha, lo que beneficiaría a países africanos, principalmente Marruecos, pero también a países latinoamericanos.

La sequía ha llevado a la agricultura a niveles preocupantes

Para tener contexto sobre lo que está sucediendo en España, el año hidrológico actual ha registrado 21% menos precipitaciones en comparación con la década que va desde 1991 a 2020. Además, se destaca que los embalses en España se encuentran a poco más del 40% de su capacidad, 20 puntos por debajo de la media de la última década.

La lista de las regiones más afectadas la encabeza Andalucía, que es la principal región agrícola del país y dónde incluso han dejado de sembrar por falta de agua, como ha sucedido en la provincia de Almería, seguida por Murcia, Comunidad Valenciana, Cataluña, el sur de Extremadura, Castilla-La Mancha, Aragón y zonas áridas de Castilla y León.

Todas estas regiones enfrentan escasez de lluvias y restricciones en el riego, lo que ha impactado negativamente en los cultivos y en la disponibilidad de agua para la agricultura.

¿Cuáles son las frutas y hortalizas que más han sido afectadas?

Las condiciones de escasez de agua han afectado a una gran cantidad de productos hortofrutícolas, pues las restricciones en el riego han impedido la siembra en tiempo de algunos cultivos, mientras que los que se encontraban en desarrollo vegetativo y cosecha verán afectados sus rendimientos.

Si hablamos de cultivos al aire libre los más afectados serán las hortalizas de hoja, zanahoria, cebolla, ajo, remolacha, fruta de hueso, melón, sandía, patata, tomate para la industria, aguacate, chirimoya y mango.

Mientras que los cultivos en invernadero que más afectaciones están teniendo son: pimiento, tomate para consumo en fresco, calabacín, berenjena, pepino, sandía y melón.

Cabe mencionar que la sequía está generando una gran incertidumbre entre los agricultores, pues las dificultades para mantener las explotaciones son cada vez mayores, al tiempo que ven esfumarse su rentabilidad.

¿Cuáles podrían ser las repercusiones de la sequía en España?

Es difícil mencionar con precisión las repercusiones de la extrema sequía que ha asolado a España en los últimos meses. Si las lluvias aparecieran pronto quizá se podrían salvar varias explotaciones, pero en caso de que la situación continúe algunas semanas más, quizá los daños incrementen considerablemente.

Algunas de las principales repercusiones serían:

  • Pérdidas en la producción agrícola: La falta de agua resultará en una disminución en la producción de frutas, hortalizas, cereales y otros productos agrícolas.
  • Aumento de los precios de alimentos: La disminución en la producción agrícola podría derivar en un aumento en los precios de los alimentos, a menos que se aumenten las importaciones.
  • Impacto en la economía agraria: Las pérdidas en la producción y los mayores costos podrían afectar la rentabilidad de las explotaciones agrícolas, por lo que hay agricultores que podrían llegar a la quiebra.
  • Riesgos para el empleo agrícola: Considerando que en España la agricultura enfrenta el desafío de atraer trabajadores, esta situación podría hacer que la mano de obra se aleje todavía más.
  • Impacto en el medio ambiente: La extrema sequía incrementa la degradación de los suelos, reduce la biodiversidad y lleva al agotamiento de los recursos hídricos, al poner mayor presión sobre los cuerpos de agua.

 

Ante la incertidumbre de posibles disrupciones en la cadena de suministro agrícola en el continente europeo, durante las siguientes semanas será de gran relevancia asegurar la eficiencia de la misma. Por su parte, los compradores deberán asegurar el volumen suficiente para satisfacer la demanda de las siguientes semanas o par de meses. En su caso, es importante que los agricultores cuenten con una fuerte posición financiera y de liquidez para enfrentar los posibles retos y compromisos.

Fuentes: Revista Mercados, RTVE, La Razón