Ahora somos miembros del Foro Económico Mundial. Obtener Más Información

¿Qué te trae a ProducePay?

  • Administra tu solicitud de Pre-Cosecha.
  • Explora Información de Mercado.
  • Accede a servicios comerciales.
  • Administra y registra envíos
  • Seguimiento de pagos
Blog | 6 min read
5 desafíos clave que comparten las industrias floral y agrícola
Olmo Bastida
junio 30, 2023
Olmo Bastida
junio 30, 2023

5 desafíos clave que comparten las industrias floral y agrícola

La industria floral juega un papel importante dentro del sector agrícola a nivel mundial, pues aunque a veces se tiende a pensar en la agricultura solamente en términos de producción de alimentos, el cultivo de flores y plantas ornamentales también tiene una gran importancia económica.

De hecho, según el informe «Global Floriculture Market» de Research and Markets, se estima que el mercado mundial de floricultura alcanzará un valor de aproximadamente 57 mil millones de dólares para 2026, crecimiento que se atribuye al aumento de la demanda de flores cortadas, plantas ornamentales y arreglos florales, incluyendo eventos, decoración y regalos.

En este sentido, la industria floral y la industria agrícola enfrentan varios desafíos que son comunes para ambas industrias, por lo que una visión conjunta permitiría superar con éxito dichos retos. A continuación se presentan los 5 principales:

1. Disponibilidad de recursos

Ambas industrias requieren recursos naturales como agua, tierra y nutrientes para el crecimiento de las plantas, así como mano de obra y capital para mantener sus operaciones; sin embargo, estos recursos son limitados y están sujetos a diversas presiones y restricciones.

En primer lugar, tanto la industria floral como la agrícola necesitan acceso a suficiente agua para irrigar sus cultivos, pero el acceso a agua dulce se está volviendo cada vez más difícil debido al cambio climático, el aumento de la población y la competencia con otros sectores.

Además, el cultivo de flores y el cultivo de alimentos también necesitan tierra cultivable, que también es limitada, pues el crecimiento urbano y la expansión de otros sectores económicos está reduciendo la disponibilidad de tierras agrícolas.

Esta situación está impulsando la necesidad de invertir en prácticas de riego más eficientes y utilizar fuentes alternativas de agua, como el riego por goteo y la reutilización del agua, además de intensificar la agricultura, con la adopción de técnicas como la agricultura vertical y la producción en invernaderos, para maximizar el rendimiento en áreas limitadas.

2. Encontrar fuentes de financiamiento

Ambos sectores operan en un entorno caracterizado por ciclos de producción y ventas que pueden ser estacionales o impredecibles, lo que dificulta la planificación financiera a largo plazo. Esto genera incertidumbre en los inversionistas y prestamistas, quienes pueden ser reticentes a otorgar financiamiento a empresas agrícolas y florales.

Además, tanto la industria floral como la agrícola requieren inversiones significativas en infraestructura, equipos y tecnología para mantener y mejorar la productividad. Estas inversiones a menudo representan un riesgo financiero para los agricultores y productores florales, especialmente en regiones donde el acceso a capital puede ser limitado o costoso.

Otro desafío común es la falta de garantías sólidas para respaldar los préstamos, pues los activos son principalmente biológicos y perecederos, como plantas, cultivos o flores cortadas. Esto dificulta la obtención de financiamiento basado en activos, ya que no siempre se pueden ofrecer garantías tradicionales como propiedades inmobiliarias.

3. Superar la presión de plagas y enfermedades

Superar la presión de plagas y enfermedades es un desafío compartido entre la industria floral y la industria agrícola debido a la interconexión y las similitudes en los sistemas de producción.

Tanto la industria floral como la agrícola dependen de cultivos sanos y productivos para satisfacer la demanda del mercado y garantizar la rentabilidad económica. Y todos sabemos que las plagas y enfermedades representan una amenaza significativa para cualquier tipo de cultivos, sean granos, frutas, hortalizas o flores.

Ambas industrias buscan métodos sustentables y efectivos para controlar las plagas y enfermedades, minimizando el uso de productos químicos y reduciendo el impacto ambiental, es decir, implementando prácticas de manejo integrado.

Además, las plagas pueden moverse de un cultivo a otro a través de vectores, como insectos o el viento, lo que significa que una plaga que afecta a los cultivos agrícolas también puede tener un impacto en los cultivos florales y viceversa.

4. Aumentar la sostenibilidad y protección del medioambiente

Aumentar la sostenibilidad y protección del medioambiente es un desafío compartido entre la industria floral y la industria agrícola, ya que ambas dependen de los recursos naturales y requieren prácticas agrícolas responsables.

Es crucial en ambas adoptar medidas para conservar el suelo, promover la gestión responsable del agua y proteger la biodiversidad, pues ya conocemos el impacto que pueden tener la sobreexplotación del suelo, el uso excesivo de agua y el uso indiscriminado de pesticidas.

5. Incrementar la eficiencia en la comercialización y distribución

Ambas industrias tienen la necesidad de garantizar una cadena de suministro efectiva y rentable, pues enfrentan obstáculos similares en este aspecto, ya que deben enfrentarse a la complejidad de los mercados, la demanda cambiante de los consumidores y la necesidad de entregar productos frescos y de calidad en el momento adecuado.

Tanto la industria floral como la agrícola deben gestionar adecuadamente la logística y la distribución para asegurar que los productos lleguen a los consumidores en óptimas condiciones.

Además, se requiere una planificación cuidadosa y una coordinación precisa entre los productores, los distribuidores y los minoristas para satisfacer la demanda de productos anuales y estacionales en mercados internacionales.

Otro desafío compartido es la necesidad de adaptarse a las preferencias cambiantes de los consumidores y a las tendencias del mercado, dado que la innovación en la presentación de productos, la diversificación de la oferta y la promoción de prácticas comerciales éticas y sostenibles pueden marcar la diferencia en la competitividad y el éxito en el mercado.

¿Qué opciones tienen los agricultores y floricultores para enfrentar estos desafíos?

Sin duda,  estos desafíos pueden representar una barrera para el crecimiento de los negocios agrícolas y florales. Por lo cual, contar con los aliados comerciales adecuados es de suma importancia para hacer frente a dichos retos. Asegurar el capital y liquidez necesarios para mantener la continuidad de las operaciones, así como promover el crecimiento y la expansión de las empresas, será crucial para el futuro de los agricultores y floricultores.

Descubre cómo ProducePay puede ayudarte a crecer tu negocio. 

Fuentes: SAF, Research and Markets, World Bank